viernes, 22 de marzo de 2013

Networking attitude y la estrategia del cuco

22.3.13

Seguro que usted ya está cansado de escuchar lo importante que es la gestión del conocimiento. Y quizá  haya desplegado una estrategia de gestión del conocimiento sin éxito, probablemente con un enfoque documental y tecnológico, al estilo de la mitad de los noventa. O simplemente tiene dificultades en conceptualizarlo y evita comprometerse más con algo que le resulta difuso y no entiende. Sin embargo, estará de acuerdo en lo que decía Lewis Platt, antiguo CEO de HP: Si en HP supiésemos todo lo que HP sabe, seríamos tres veces más productivos.  

Y es que el 80% del conocimiento de una organización es tácito.

Existen muchas definiciones de gestión del conocimiento. Particularmente, me gusta esta acepción, a la que ya me he referido en otro post.


Gestión del conocimiento comprende todas las actividades para dirigir un entorno en el que se invita y facilita a las personas a aportar, desarrollar, compartir, combinar y consolidar conocimiento clave para conseguir sus objetivos individuales y colectivos (The EFQM Framework for Knowledge Management, 2005).
Pero aunque no se lo crea, como asegura mi colega Ana Neves, su organización ya gestiona el conocimiento. El reto para la mayoría está en como ir al siguiente nivel, en focalizarse en la gestión del conocimiento con una perspectiva global: estrategia, liderazgo, creencias, valores y conductas, resultados, grupos de interés, recursos, prácticas de gestión y procesos. Solo con una perspectiva global logrará institucionalizar una cultura corporativa basada en el conocimiento.

La definición anterior conecta con el concepto japonés del ba, al que se refiere Ikujiro Nonaka, probablemente el autor más importante en esta disciplina (1). El ba es un entorno para la interacción creativa, donde surgen relaciones entre las personas y entre éstas y su entorno,  donde se crea conocimiento mútuamente beneficioso. El ba tiene siempre un contexto que le proporcione sentido. Puede ser un lugar físico o virtual y se basa en interacciones dinámicas, donde se despliega la espiral del conocimiento: se comparte el conocimiento tácito, se articula, sitematiza y se difunde para que la organización lo interiorice.

El ba genera beneficios en términos de productividad -no inventamos la rueda cuando compartimos conocimiento- y en términos de innovación -aplicamos conocimiento para hacer cosas diferentes-.

El entorno "ba" donde se produce la espiral del conocimiento de Ikujiro Nonaka 

Habrá escuchado hasta la saciedad que la tecnología social media puede facilitar la gestión del conocimiento. Efectivamente, un entorno social business interno/ externo puede dotar de ubicación a muchos bas de la organización y acelerar la ejecución de los cuatro patrones de la espiral del conocimiento.

 El entorno "ba" donde se produce la espiral del conocimiento de Ikujiro Nonaka en el mundo 2.0



Hoy no se concibe gestión del conocimiento sin contemplar una estrategia social business. La realidad es que muchas organizaciones ya están utilizando herramientas social media para gestionar esta espiral.

Resultados intermedios del estudio de gestión del conocimiento en España (2013)



Sin embargo, social business no es la panacea para la gestión del conocimiento. En primer lugar, el despliegue de un entorno social interno tiene una alta tasa de fracaso -que yo cifro, en base a mi experiencia, en cerca de un 50%- y en segundo lugar, como apuntan los profesores de INSEAD, Huy y Shipilov, solo el 60% de los directivos que implantan soluciones sociales internas perciben beneficios. ¿No conoce algunos entornos de colaboración, absolutamente fríos, donde se genera poco o nulo valor corporativo? Esto enlaza con las buenas prácticas de adopción de social business que casi todo el mundo pasa por alto.

El caso Danone, uno de los casos que más me gusta para explorar estos temas, ilustra que la gestión del conocimiento hay que abordarla construyendo, en primer lugar, la ACTITUD necesaria. Networking attitude dicen en Danone. Un directivo de la Compañía la denominaba la estrategia del cuco, ave que pone huevos en los nidos de otros. Conseguir que los empleados adopten la actitud para conectar con otros, sistematizar su conocimiento y compartirlo es más importante que la tecnología. Se requiere un estilo de liderazgo que construya un capital emocional suficiente para movilizar los comportamientos de los empleados.

 Cuco, ave que pone huevos en los nidos de otras aves



Cuando hablamos de capital emocional (2) nos referimos a los valores del nuevo milenio -transparencia, apertura, participación, colaboración-, a prácticas de gestión como el reconocimiento, la confianza y el estilo fun, a un estilo organizativo basado en el conocimiento -wirearchy- y a un tipo de liderazgo, que además de asumir las funciones de community leader, sea capaz de adaptar los bas al contexto cambiante de la organización. El capital emocional genera empleados orgullosos de su organización, vinculados y adaptables a los cambios.

No debe desplegar social business para gestionar el conocimiento si no contempla previamente la construcción de una actitud focalizada en las relaciones y el conocimiento. Y las palancas para hacerlo son el liderazgo, los valores y las prácticas de gestión. La tecnología hoy es necesaria, pero no suficiente.

Y usted querido lector, ¿qué prácticas utiliza para ejecutar los cuatro patrones de la espiral del conocimiento?. Empecemos con el primer patrón ¿qué hace para que sus empleados compartan el conocimiento tácito?
---------------
PS: Puede participar en el estudio de gestión del conocimiento en España pinchando en la siguiente imagen


----------
(2) La construcción de capital emocional es clave en los proyectos de social business interno. Véase el interesante artículo de Huy, Q. y  Shipilov, A. "The Key to Social Media Success Within Organizations". MIT Sloan Management Review. September 18, 2012. Para estos autores el capital emocional también forma parte del capital intelectual.




Escrito por

Dirijo la Unidad Social Business y CRM de Ibermática y soy profesor de Universidad. Me interesan los siguientes topics: innovación, gestión de personas, social business y social CRM.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios deben circunscribirse a las áreas temáticas del blog y mantener las normas elementales de cortesía y del sentido común

 

© 2013 Juan Liedo. All rights resevered. Designed by Templateism

Back To Top